UNA COMIDA EN INVIERNO, DE HUBERT MINGARELLI

Llega al castellano, de la mano de Siruela, una narración sobre la Segunda Guerra Mundial: ciento veinta páginas tan memorables, sombrías y humanas que deberían ser leídas en toda Europa.

 «Un pequeño milagro, perfectamente imaginado y perfectamente ejecutado». Hilary Mantel. 
«La banalidad del mal encuentra su más desnuda y bella expresión en esta estremecedora, concisa y extraordinaria novela». Ian McEwan
  


Comentarios

Entradas populares de este blog

LA CIVILIZACIÓN DE LA MEMORIA DE PEZ